Relojes con calendario perpetuo

El calendario perpetuo presenta una solución mecánica para un problema astronómico. Los engranajes, las espirales y los balancines imitan la rotación de la tierra alrededor del sol. El mecanismo sabe automáticamente si el mes tiene 28, 30 o 31 días, y calcula los años bisiestos. El calendario perpetuo solo requiere corrección al final de cada siglo, a menos que este sea divisible por cuatrocientos.